El regreso del resfriado común, ¿cómo hacerle frente?

El otoño es una época complicada para los resfriados. Las subidas y bajadas de temperatura, los cambios abruptos entre el día y la noche y el hecho de no ir suficientemente abrigados propicia que nuestro organismo se vea afectado y sufra constipados y catarros.

Los síntomas más comunes de un resfriado incluyen desde la tos seca hasta la mucosidad, sin olvidar la pérdida de voz o la presencia de fiebre. Sin embargo, las partes más afectadas suelen ser la tráquea, la laringe o, en general, la garganta. En estos casos, lo aconsejable es recurrir a un jarabe para aliviar la tos, como el jarabe Flutox. De no tratarse, la irritación puede prolongarse o incluso agravarse.

Qué es un resfriado

En líneas generales, un resfriado común o catarro es una infección que afecta a las vías respiratorias altas (lo que comúnmente llamamos nariz y garganta). Existen más de 200 virus que pueden dar lugar a resfriados, aunque suelen ser inofensivos.

El hecho de que un resfriado común no suela complicarse no implica que no deba ser tratado. Los virus generan molestias y dolor en las personas resfriadas, incapacitando sus labores diarias e incluso produciendo fiebre y malestar. De no tratarse, un resfriado común puede complicarse y derivar en problemas serios, como gripes o neumonías.

Cómo prevenir el resfriado

A la hora de prevenir un resfriado, los especialistas recomiendan seguir algunos consejos para proteger nuestro organismo ante posibles virus. Algunos de ellos son los siguientes:

  • Abrigarse correctamente. Con los cambios de temperatura nuestro sistema inmunitario sufre. Debemos intentar que nuestro cuerpo se encuentre en las mejores condiciones y protegernos siempre que sea necesario.
  • Hidratación y alimentación saludable. El agua mantiene la garganta hidratada y evita que la irritación se agrave. Asimismo, la vitamina C es sumamente beneficiosa para ayudar a nuestro organismo a luchar contra virus y bacterias.
  • Dormir correctamente. Aunque pueda parecer una obviedad, permitir que nuestro cuerpo descanse las horas que necesita mejora su estado y, en última instancia, permite que sea capaz de mantener unos niveles defensivos óptimos.

Cómo combatir el resfriado

Pese a todo lo anterior, es posible que las prevenciones no sean suficientes y acabemos por contagiarnos y resfriarnos. En estos casos, es importante saber que el virus permanecerá durante unos días en nuestro cuerpo. No obstante, podemos recurrir a tratamientos para combatir los síntomas y propiciar que termine lo antes posible.

Algunos de los consejos que los especialistas indican son los siguientes:

  • Jarabe para la tos. Las vías respiratorias son las grandes perjudicadas ante la presencia de un virus. Además de generar dolor, la irritación de la garganta puede agravarse si no se toman medidas, especialmente en el caso de la tos seca. Jarabes como Flutox antitusivo contienen cloperastina, una sustancia antitusiva que produce alivio instantáneo y efecto relajante en los bronquios.
  • Líquidos templados. Durante los días en los que los síntomas son más severos, debemos evitar la ingesta de bebidas frías que puedan irritar más la garganta o las vías respiratorias altas.
  • Los vaporizadores humedecen el ambiente y generan un ambiente propicio para las vías respiratorias, especialmente para la congestión.

En caso de que el resfriado se complique, será necesario acudir a un especialista que analice los síntomas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: